10
Compartir:

Los bosques siempre han sido un papel fundamental en la vida del planeta, pero hay personas que no le han tomado el peso a esto. Es más, la deforestación continúa a un ritmo de 13 millones de hectáreas al año y es responsable de entre un 12 y un 20% de las emisiones de gases que producen el efecto invernadero y contribuyen al calentamiento global.

¿Sabías que los bosques son uno de los ecosistemas terrestres más diversos y que albergan alrededor del 80% de la biodiversidad terrestre de todo el mundo? Y es que durante toda nuestra vida no nos hemos dado cuenta de que muchos aspectos de nuestro diario vivir están vinculados a los bosques, de una manera u otra, como el agua que tomamos, los cuadernos que usamos, o la propia casa en la que vivimos. 

Los bosques cubren un tercio de la superficie terrestre y juegan un papel fundamental en la vida del planeta. Además, los bosques y otras superficies forestales están compuestos de más de 60.000 especies de árboles, dando la posibilidad de proporcionar alimentos, medicinas, combustible y abrigo, convirtiéndolos en un factor fundamental para combatir el cambio climático y contribuir significativamente a favor de las generaciones presentes y futuras. Además, se encuentran aproximadamente 1.600 millones de personas, incluidas más de 2.000 culturas indígenas que dependen de los bosques para su subsistencia.

El problema es que hay personas, que por falta de información o por necesidad propia, no toman conciencia de la importancia que estos ecosistemas tienen para todos. Es más, la deforestación continúa a un ritmo de 13 millones de hectáreas al año y es responsable de entre un 12 y un 20% de las emisiones de gases que producen el efecto invernadero y contribuyen al calentamiento global. 

 

Hay infinitas razones de porqué los bosques son fundamentales para el planeta, entre las que incluyen:

– Los bosques proporcionan refugio a más de la mitad de las especies terrestres de animales, plantas e insectos.

– Contribuyen al equilibrio de oxígeno, dióxido de carbono y humedad en el aire.

– Protegen cuencas hidrográficas, que suministran agua dulce a los ríos.

 

Además, acá te dejamos algunos datos importantes que debes saber sobre los bosques para tomar conciencia:

– La destrucción de los bosques provoca numerosos daños naturales, los que incluye alteraciones de los patrones de lluvia locales, inundaciones y la erosión acelerada del suelo.

– ¾ partes de la población mundial usa madera como principal fuente de energía

– Los bosques tropicales cubren un 23% de la superficie terrestre, pero desaparecen a un ritmo de 4,6 millones de hectáreas al año. Asia encabeza las pérdidas con 2,2 millones de hectáreas de bosque desaparecidas cada año.

– En torno a 6,1 millones de hectáreas de bosque caduco húmedo, 1,8 millones de hectáreas de bosque caduco y 341.000 hectáreas de bosque seco se pierden anualmente. 

– El 8% de los bosques del mundo tienen como principal objetivo la conservación del suelo y el agua.

– El planeta ha perdido el 80% de los bosques originales que cubrían la tierra, según el Programa Nacional de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA). Los bosques más antiguos que quedan se encuentran en su mayoría en la selva del Amazonas, en África Central, en Asia del Sudeste, en Canadá y en Rusia,

– 95% de los bosques de la superficie continental de los E.E.U.U ha sido talado en los últimos 500 años.

– Los árboles son los organismos vivos más antiguos de la Tierra, y han sobrevivido al paso del tiempo.

– Una familia de 4 personas necesita oxígeno de 2 árboles

– Los árboles necesitan aproximadamente 2.000 litros de agua por año.

– Un solo árbol puede eliminar una tonelada de dióxido de carbono durante toda su vida.

– Los árboles no mueren de vejez, sino a causa de insectos, gente o enfermedad.

– Los árboles viven literalmente de aire, ya que absorben el 90% de su nutrición de la atmósfera a su alrededor y sólo el 10% del suelo.

 

¡Y porque todo lo bueno hay que celebrarlo, este 21 de marzo celebramos el Día Mundial Forestal! 

El año 1971, los estados miembros de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) acordaron celebrar el 21 de marzo el Día Mundial Forestal, fecha que representa el primer día de otoño en el hemisferio sur y el primer día de primavera en el hemisferio norte, extendiendo esta celebración a nivel mundial.

Ya para el año 2012 la Asamblea General de las Naciones Unidas proclamó el 21 de marzo como el Día Internacional de los Bosques, siendo el 2013 el primer año en celebrarlo oficialmente, rindiendo homenaje a la importancia de todos los tipos de bosques.

Este día se celebra especialmente para destacar la importancia de los recursos forestales que contribuyen al desarrollo de todas las especies, incluido el ser humano. Es importante que las personas se den cuenta de que los bosques nos proveen de bienes, producen oxígeno indispensable para la vida, nutren el suelo, purifican el aire y además, embellecen paisajes y nos proveen de lugares para el descanso y el disfrute.

¿Pero el objetivo principal de este día? Alentar a los países a adoptar iniciativas en el plano local, nacional e internacional para la organización de actividades relacionadas con los bosques y árboles. Es por eso que para este 2020 se eligió el tema: “Bosques y Biodiversidad”, con el fin de concientizar que los bosques son parte integrante del desarrollo sostenible del planeta debido a los beneficios económicos, socioculturales y ambientales que proporcionan. Además se promueve la acción internacional en pos del ordenamiento sostenible, la conservación y el desarrollo de todo tipo de bosques.

Si bien el problema de la deforestación es un grave problema, cada persona puede aportar a su manera para contribuir a un planeta más sano y ecológico. ¡Es por eso que a continuación te dejamos algunos consejos para que puedas poner tu granito de arena!

– Reciclar es una gran alternativa, es una forma bastante ecológica, reutilizando materiales como papel, cartón, plástico, aluminio, entre otros. 

– Evitar el cigarro, el cual es un agente altamente contaminante para la tierra, debido a la cantidad de monóxido de carbono, cianuro que se libera a la atmósfera.

– Evita encender hogueras y fogatas, ya que es un práctica habitual entre las personas, pero que causa un terrible daño al medio ambiente. 

– Siembra plantas o árboles en cualquier espacio de tu hogar o jardín, así estarás contribuyendo al equilibrio del planeta.

 

Fuente: UNDía Internacional

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Vivir Consciente