10
0 comentarios
Compartir:

¿Algunas vez haz escuchado de psicoterapias corporales?

La psicoterapia corporal es una rama de la psicoterapia que nace con el trabajo de Wilhelm Reich donde las dimensiones psicológicas y físicas de la vivencia humana están estrechamente interrelacionadas, de modo que una puede provocar alteraciones en la otra.

Alexander Lowen,psicoterapeuta, seguidor de Reich, plantea la bioenergética y la define como el estudio de la personalidad a partir del análisis de los procesos energéticos del organismo humano. El proceso de la terapia bioenergética consta de tres fases claramente diferenciadas:

1.- Tomar conciencia de la tensión corporal y de los problemas psicológicos.

2.- Descarga emocional: expresión de los sentimientos frustrados y distensión muscular; los mecanismos de defensa dejan de ser necesarios.

3.- Liberación de la energía asociada a los conflictos; acceso a una vivencia corporal y psicológica plena.

La psicoterapia ayuda a descubrir una nueva forma de percibir y movilizar las tensiones acumuladas y sepultadas en tu cuerpo.

Sergio Pazdirek, psicoterapueta, quién dictará un taller de conciencia corporal (utilizando técnicas reichianas y bioenergéticas) en el Festival Blue Life.   

Explica que en una una terapia psicocorporal cada uno va  a su propio ritmo, en esta se realizan ejercicios de respiración, movimientos, y posturas con el objetivo de soltar ataduras, nudos y bloqueos, permitiendo que la energía se libere y vuelva a circular. Así podemos volver a sentir con una intensidad olvidada, una mayor sensación de contacto y bienestar.  

¿Qué beneficios se observan a través de la psicoterapia corporal según Sergio Pazdirek?

1- Observar y avanzar hacia la comprensión y sanación de enfermedades localizadas en distintas zonas del cuerpo.

2.- Liberar tensiones, ataduras, nudos y bloqueos.

3.- Calmar el sistema nervioso.

4.- Liberar bloqueos muy primitivos.

5.- Liberar limitaciones en la percepción, fluidez en dar y recibir.

6.- Aprender a Relacionarnos: Valorar los encuentros y desencuentros, a dar y recibir, realizar expresivamente aquello que nos interesa, a darnos cuenta de lo que somos y sentimos.

7.- Aprender a tomar consciencia de nuestra respiración y a respirar mejor.

8.- Estimular el sistema inmunológico.

9.- Mayor presencia, contacto, confianza, conocimiento de sí mismo y bienestar.

10.- Mayor deseo de vivir.

11.- Armonizar tu conexión mente-cuerpo.

12.- Aprender a diferenciar entre reacción y respuesta.

13.- Recuperar la capacidad de sentir y darse cuenta.

14.- Dar un paso más hacia auto liberación.

Este taller es una invitación a sumergirte en tu cuerpo para recuperar tu propio ritmo pleno y natural de respiración que te ayude a revitalizar tu cuerpo, calmar tus emociones, enfocar tu mente y reconectarte con la vida.

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Vivir Consciente